Cómo hacer desodorantes naturales

Recetas de desodorantes caseros

La higiene forma parte de nuestras vidas diarias, y el sudor es una de esas cosas que todos padecemos y que suele resultar desagradable, especialmente si desprende un fuerte olor. Si estás cansado de los típicos desodorantes en spray o de bola del supermercado, o simplemente quieres probar con lociones naturales nuevas que no dañen tu piel, anímate a fabricar un desodorante igualmente eficaz con ingredientes naturales.

Desodorante casero de jugo de limón

El limón es una fruta con capacidades astringentes y anti-bacterias, por lo que mantiene a raya el sudor. El desodorante natural de limón es muy simple de preparar. Tan sólo corta medio limón y aplica directamente sobre la axila, aunque eso sí, debe estar bien limpia, y de ser posible, con ausencia de pelos. Evita echarte el limón si vas a tomar el sol en breve, puesto que podrían aparecer manchas temporales en la piel.

Cómo hacer un desodorante natural de romero

El romero es una planta que también cuenta con propiedades astringentes. Para preparar un desodorante a base de esta hierba necesitas tres o cuatro cucharadas de hojas secas de romero, que debes poner a hervir en un recipiente con agua durante unos 10 minutos. Después, retira la solución, ponla en otro recipiente y añade alcohol (un chorro largo o cuatro cucharadas soperas) un buen chorro de limón, varias gotas de hamamelis (opcional) y listo.

Guarda esta solución en un frasco y cuando la necesites, puedes aplicártela en tus axilas empapando un paño.

Desodorante natural de vinagre de manzana

Otro líquido capaz de luchar contra el sudor y su mal olor es el vinagre de manzana. Para aplicarlo es muy sencillo, basta con prepararlo mezclándolo en partes iguales con agua, y si se puede, se introduce en un pequeño frasco con vaporizador. Otros recomiendan que se aplique directamente sobre la axila empapado en algodón, sin mezclarse en agua. Cuestión de probar y ver cuál método tiene mejores resultados.

Cómo tener menos olor a sudor

Es importante saber que tu dieta está implicada en el grado de sudoración y olor de tus axilas, así, si eres fumador, consumidor de café y alcohol, o tomas con mucha frecuencia alimentos de origen animal, tiendes a que tu olor corporal sea más fuerte. Para evitarlo, sigue una dieta equilibrada y sobre todo, bebe mucha agua para eliminar las toxinas de la piel.

Por último, debes saber que aplicarte todas estas soluciones naturales no implica que debas dejar tu desodorante tradicional de lado, basta con esperar unos 20 minutos después de la aplicación para utilizar tu químico tradicional.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo hacer desodorantes naturales, te sugerimos que visites nuestra sección Salud.

Esta nota te fue útil?

8 valoraciones. El 100% dice que es útil.