Cómo Quitar el Agua Atrapada en los Oídos

Qué hacer al Ingresar Agua en un Oído

La humedad que ha ingresado a nuestros oídos al nadar, o en la ducha, puede transformarse en un molesto e incómodo problema que necesitamos solucionar cuanto antes. Veamos qué podemos hacer para quitar el agua atrapada y detener esta perturbación, de manera sencilla y eficaz.

La cera de nuestros oídos cumple una función importante: al ser expedida, atrapa suciedades y humedad interna, y la elimina, arrastrándola al exterior. Sin embargo, esta función a veces no se cumple del todo, y se hace necesario tomar cartas sobre el asunto.

Consejos para quitar el agua atrapada en los oídos

Para quitar el agua atrapada en los oídos, como primer medida, intentaremos sacudir la cabeza para que el oído afectado se incline hacia el suelo. También podemos dormir apoyados sobre este costado, intentando que la humedad caiga por fuerza de la gravedad. Si esto no funciona, habrá que tratarla con algo más efectivo.

Para ello, conseguiremos un gotero, y dentro colocamos unas gotas de agua limpia. Inclinando la cabeza hacia el lado contrario al de la molestia (el oído afectado debe quedar bien hacia arriba), con la ayuda del gotero, colocamos unas gotas de agua. Esperamos algunos pocos segundos y giramos rápidamente la cabeza, para que el oído afectado quede apuntando bien hacia abajo.
Repetiremos esta acción cuantas veces sea necesario, siempre con delicadeza y sin ingresar el gotero a la oreja.

Una segunda opción para quitar el agua atrapada en los oídos, es mezclar unas gotas de alcohol y de vinagre blanco (de alcohol, preferentemente), y colocar en el oído afectado, apuntando hacia arriba. En pocos minutos el alcohol y el vinagre deberían hacer desaparecer la humedad.

Si el problema persiste, será mejor consultar a un especialista antes de intentar atacarlo con gotas y medicamentos, ya que podemos terminar empeorando la situación. Ante todo, hay que tener precaución, y nunca ingresar elementos rígidos en la oreja ni en el oído: podríamos dañar el canal auditivo y el tímpano al hacerlo, incluso hasta con un suave hisopo.

Recuerda que el agua o humedad que haya ingresado en tus oídos no debe permanecer allí, ya que te expone no sólo a molestias, sino también a infecciones y hasta daños en el tímpano. Pon en práctica este consejo, y elimina la molestia, el dolor y el problema por completo.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo Quitar el Agua Atrapada en los Oídos, te sugerimos que visites nuestra sección Salud.

Esta nota te fue útil?

27 valoraciones. El 78% dice que es útil.