Cómo realizar ejercicios para prepararse para el parto

Ejercicios para el parto

La vida sedentaria que llevamos, no permite que nuestros músculos posean la capacidad elongadora que realmente necesitan y van perdiendo su elasticidad natural. Esta es una de las razones fundamentales por las que hay que trabajar todas la articulaciones y los músculos de las pelvis, para que faciliten el momento del paso por el canal del parto y ayuden a la dilatación del mismo.

Ejercicios para prepararse para el parto

Los siguientes, son algunos ejercicios sencillos, que podemos realizar en la intimidad del hogar y que ayudarán a llegar muchos mejor preparadas al momento del parto.

El no tener tiempo no es excusa para no realizarlos, si lees con atención, verás que todos estos ejercicios lo podemos realizar acostadas o sentadas, pero también en las actividades de nuestra vida diaria, como agacharnos a levantar algo que se nos cayó, al leer, al tejer, o simplemente mientras estamos sentadas charlando con alguna amiga o trabajando.

Elongación

Para elongar las pantorrillas y las caderas, hay que colocarse en cuclillas y con las plantas de los pies totalmente apoyadas en el suelo. Al colocarte en esta posición enseguida notarás la elongación de los músculos gemelos.

No hay que esforzarse, seguramente no llegarás a completar la posición durante los primeros intentos, llevará varias semanas poder hacerlo de manera completa.

Lo importante es no olvidar mantener siempre los pies completamente apoyados en el suelo y la espalda erguida.

Cada vez que te agaches, intenta hacerlo en esta posición, de esta manera irás ejercitando los músculos continuamente.

Periné

El periné abarca varios músculos que se encuentra en la base del abdomen y que soportan todo el peso de la vejiga, útero e intestinos y que son los que deben aguanta la mayor tensión en el momento del parto. Además, su fortalecimiento nos permitirá prevenir molestias como pueden ser la pérdida de orina cuando tosemos, estornudamos o nos reímos.

Hay que comenzar por ubicar exactamente donde se encuentra el periné, para así, poder comenzar a ejercitarlo de manera correcta y conciente. Lo ideal, es que los ejercicios que nos permitirán relajar y contraer todos los músculos del periné, los realicemos por lo menos tres veces al día.

Para realizarlos, hay que acostarse de espalda y con las rodillas flexionadas. A continuación se deben contraer los músculos del periné, como si evitáramos orinar. Esta contracción se debe mantener la mayor cantidad de tiempo posible para luego relejar los músculos y volver a contraer. Es aconsejable repetirlo por lo menos unos 10 veces y como ya dijimos, tres veces al día.

Cuando ya te vayas acostumbrando a la contracción y relajación, y manejes con mayor seguridad los músculos, no habrá la necesidad de acostarse para realizar los ejercicios, los mismos pueden realizarse estando sentado o hasta realizando las tareas de la casa o en el mismo trabajo. Y mas placentero aún, realizarlo durante la relación sexual con tu pareja.

Relajación de cadera y piernas

Para llevar a cabo estos ejercicios, hay que colocarse en la posición de Buda,  ya que la misma refuerza la columna y relaja la cadera y las piernas, todo al mismo tiempo.

Otro beneficio de esta posición es que facilita la elongación de la pelvis, que como ya sabemos es muy necesaria en el momento del parto y además mejora la circulación de la parte inferior del cuerpo.

Las primeras veces que te coloques en esta posición, es recomendable que apoyes la espalda en la pared, para asegurarte que la misma está completamente derecha. Luego junta bien las plantas de los pies y apoya tus codos sobre los muslos, haciendo una ligera presiona hacia abajo, para alongar los músculos de la cadera.

Como en los casos anteriores, con un poco de práctica podrás realizar estos ejercicios cada vez que te sientes para leer, tejer o realizar alguna otra actividad sentada.

Lo único importante, es conocer tus imites y no lastimarte con estos ejercicios, la vida sedentaria nos endurece más de lo que imaginamos, por lo que lo mejor es iniciarnos despacio, sin esforzarnos demasiado y además comenzar a realizarlos desde los primeros meses, de esta forma tendremos bastante tiempo para lograr llegar al momento del parto en excelente estado para el mismo.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo realizar ejercicios para prepararse para el parto, te sugerimos que visites nuestra sección Salud.

Esta nota te fue útil?

21 valoraciones. El 76% dice que es útil.