Cómo reconocer los síntomas del parto

Fecha de parto promedio

Entre las semanas 38 y 42 de gestación, la mayoría de las mujeres embarazadas dan a luz, ya que es el tiempo en que se considera que el embarazo a llegado a término, pero nunca se puede saber exactamente que día nacerá.

La fecha de parto es solo estimativa, y se calcula con un embarazo de 40 semanas que ha comenzado en la fecha de inicio de la última menstruación. El parto puede dar comienzo antes de dicha fecha, después, o incluso ese mismo día.

Síntomas que preceden al parto

Antes de la fecha de parto, unos días antes, seguramente comenzará a experimentar algunos cambios y sensaciones nuevas, ya que el bebé esta descendiendo para tomar su lugar en el canal de parto. Algunos de esos síntomas pueden ser.

  • Presión en el pubis.
  • Dolor en la zona lumbar.
  • Aumento de las secreciones vaginales.
  • Expulsión del tapón mucoso.
  • Rotura de bolsa.
  • Contracciones regulares.

Estos síntomas no tienen porque aparecer todos juntos. Algunas embarazadas pierden el tapón mucoso en el momento en que se desencadena el parto o varios días antes. Lo mismo ocurre con la rotura de la bolsa.

Al romperse la bolsa sentirá que un líquido caliente corre por la parte interior de los muslos.

Las contracciones son el síntoma más preciso

Pero el síntoma más certero de que el parto está próximo, es la aparición de contracciones regulares y con cierta intensidad. Estas contracciones no desaparecen por más que la mujer embarazada procure descansar, ducharse, tomar algún analgésico o cualquier otra maniobra que haya realizado anteriormente para calmar las mismas.

Si ya ha pasado 1 hora o 1 ½ hora, y las contracciones continúan al mismo ritmo o se han acelerado, es hora de llamar al médico, ya que el proceso de parto ha comenzado. Este proceso de parto y hasta el nacimiento del bebé, dura generalmente entre 7 y 13 horas, por lo que se puede tomar su tiempo para asegurarse que algo nuevo y diferente está pasando con su cuerpo.

Cómo son y que producen las contracciones

Estas contracciones son molestas, largas (duran entre 30 y 70 segundos), y con una frecuencia de alrededor 2 o 3 cada 10 minutos. Con el paso del tiempo se acercan más unas a otras y no cesan. La intensidad de estas contracciones va en aumento y lo hace de manera constante, generalmente comienzan en la espalda y terminan en la parte de adelante.

Cuando comienzan los dolores de parto la cerviz comienza a dilatarse y el útero a contraerse, con cada contracción el abdomen se endurecerá. Entre contracción y contracción, el útero se relajará y el abdomen se volverá a mostrar blando.

Cómo reconocer falsas contracciones

Pero también puede ocurrir, que durante el embarazo se sientan “falsos dolores”, que pueden confundirse con los reales dolores del inminente parto, estas contracciones “falsas” son irregulares y se las conoce como “contracciones de Braxton Hicks”. La mayoría de las embarazadas las sufren, son dolorosas y suelen aparecer al final del día.

Para muchas mujeres les es difícil diferenciar unas contracciones de otras, sobre todo si es el primer bebé. Las características de estas falsas contracciones son:

  • Irregulares y no muy cerca una de otras.
  • Desaparece cuando la embarazada camina o cambia de posición.
  • El dolor solo se siente en el abdomen, y no hay dolor en la zona lumbar ni calambres.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo reconocer los síntomas del parto, te sugerimos que visites nuestra sección Salud.

Esta nota te fue útil?

53 valoraciones. El 91% dice que es útil.