Cómo hacer Gimnasia Cerebral

¿Qué es la Gimnasia Cerebral?

La gimnasia cerebral fue creada por el doctor Paul Denison, como una idea para mejorar la conectividad entre los dos hemisferios cerebrales, para que fluya la energía, ayudando a reducir el estrés y las tensiones. Es la unión de varios movimientos y ejercicios orientales (como el Tai Chi), danza moderna y atletismo, entre otros.

La gimnasia cerebral se basa en la kinesiología, que es la ciencia que estudia el movimiento muscular, en unión con la psicología y la neurología.

Específicamente, la gimnasia cerebral consta de una serie de 26 movimientos o ejercicios básicos que se pueden hacer diariamente para obtener mejores beneficios a nivel neurológico. También ayuda con problemas de comportamiento, aprendizaje y comunicación, como por ejemplo problemas de atención, dislexia, e hiperactividad, entre otros.

Cómo hacer gimnasia cerebral

Lo primero que hay que hacer antes de empezar los ejercicios de la gimnasia cerebral, es tomar mucha agua, ya que hidrata las células del cuerpo, haciéndolas más flexibles y ayudando a aumentar los niveles de energía del cuerpo. Presionar los puntos claves o botones del cerebro también ayuda a que la energía fluya más libremente. Dichos puntos están localizados debajo de la clavícula, sobre el esternón, justo en el área suave. El otro punto está en el ombligo; se debe presionar suavemente con movimientos circulares por unos 30 segundos. Al principio, estos puntos estarán un poco tensos, pero luego de unos días de practicarlos se notará la diferencia. 

Ejercicios para hacer gimnasia cerebral

A continuación, describiremos algunos de los ejercicios de la gimnasia cerebral.

Ejercicio de la mancha cruzada: Se trata de poner la mano derecha sobre la rodilla o el pie izquierdo, y la mano izquierda sobre la rodilla o el pie derecho.

Sombrero de pensar: Se hace estirando las orejas y masajeándolas varias veces desde arriba hasta el lóbulo. Este ejercicio ayuda a activar el oído interno y la memoria a corto plazo.

Gancho de Cook: Es ideal para relajarse y cargar energía positiva, a la vez que se conectan todos los puntos del cuerpo. Para este ejercicio se deben cruzar los pies, al mismo tiempo que se estiran los brazos hacia el frente, a la altura del pecho, de modo de entrelazar las manos y los dedos. Se debe respirar con la lengua pegada al paladar, para luego exhalar con la lengua hacia abajo.

El Espantado: Este ejercicio reduce los niveles de estrés a través de una relajación activa y energizante. La posición se logra parados, con ojos cerrados, las piernas separadas, brazos estirados, manos extendidas y dedos bien abiertos. Se debe pegar la lengua al paladar. Lentamente, se suben los brazos de forma empinada, arqueando la nuca y manteniendo la respiración durante seis segundos.

Dedos Cruzados: Este ejercicio es el más complicado, pero útil para lograr que los dos hemisferios cerebrales se conecten. Se debe intercambiar, simultáneamente, los dedos índice y meñique de cada mano.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo hacer Gimnasia Cerebral, te sugerimos que visites nuestra sección Salud.

Esta nota te fue útil?

143 valoraciones. El 75% dice que es útil.